Educar en buenos hábitos y la tecnología, claves para una sociedad más saludable y una sanidad sostenible

PMFarma utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias. Al continuar navegando por el sitio, aceptas el uso de las mismas. Tienes la posibilidad de configurar tu navegador pudiendo impedir que sean instaladas.   Configurar
Ver por categoría:
Enviar a un amigo | Imprimir en PDF
 
23 Nov. 2018
Educar en buenos hábitos y la tecnología, claves para una sociedad más saludable y una sanidad sostenible

Numerosos expertos han formado parte de la 25 edición del Encuentro del Sector Sanitario organizado por IESE en Barcelona.

Desde la perspectiva del paciente, la construcción de una sociedad saludable empieza por concienciación sobre buenos hábitos desde la infancia.

Los servicios de valor añadido, la mejora de la experiencia asistencial y la digitalización van a ser el motor de la transformación del sector sanitario hacia un modelo más sostenible y saludable.

La 25 edición del Encuentro del Sector Sanitario organizado por IESE ha estado marcada por intervenciones de expertos del sector como Valentín Fuster, 'Physician-in-Chief' del Mount Sinai Heart Center de Nueva York y director del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC Madrid); Nabil Daoud, Presidente de Lilly España Portugal y Grecia; Ángel Fernández, Presidente y Director General de MSD España y Portugal; o Vicenç Martínez, CEO del Hospital Vall d’Hebron, entre otros.

La sesión ha comenzado con la apertura del Director General del IESE Business School, Franz Heukamp, que durante su intervención ha señalado que “el de la salud es un sector crucial desde un punto de vista económico y político”, destacando la importancia de generar foros de encuentro y debate de temática sanitaria.

Educar en la infancia
En su intervención, el Dr. Valentín Fuster -foto- ha destacado que “para combatir los siete factores de riesgo cardiovascular (la alimentación, el ejercicio físico, los malos hábitos, como el tabaco, enfermedades como la diabetes, la hipertensión y el colesterol, y la obesidad) la educación es fundamental”.

En este sentido, aunque la política y las campañas de concienciación son muy importantes, para Fuster, los grandes cambios empiezan desde la base: “lo más importante es intervenir desde la infancia. Los hábitos que se adquieren desde los 3 hasta los 6 años determinan la salud de los adultos”.

Fuster ha contado su experiencia con los proyectos que la Fundación SHE tiene en marcha en pequeñas comunidades de España (Cardona), Nueva York (Harlem) y Colombia, donde se educa a los niños en buenos hábitos de salud, trabajando con su entorno (familia, profesores…) y en ambientes con condiciones socioeconómicas más desfavorecidas. Para Fuster, las intervenciones más efectivas son las que se realizan en estos entornos.

Un sistema sanitario sostenible
Las sesiones han contado también con la participación de destacados directivos de la industria. Para Nabil Daoud, presidente de Lilly España, Portugal y Grecia, el futuro del sector y su sostenibilidad pasan por la digitalización y la creación de valor: “se necesita voluntad política e inversiones en tecnologías de la información en la salud para poder llevar a cabo estrategias de riesgo compartido”.

Por su parte, Ángel Fernández, presidente y Director General de MSD España y Portugal, ha añadido que “existen muchas estrategias piloto, pero falta un proyecto integrado”. En este sentido, ha reclamado un plan nacional para desarrollar la medicina personalizada que es sinónimo de eficiencia y respeto al paciente.

En la misma línea, se ha pronunciado Vicenç Martínez, CEO del Hospital Vall d’Hebron, quien sostiene que el futuro pasa por acercar la innovación a la universidad, un pacto general por la sanidad y la apuesta por la medicina integrada: “la tarjeta clínica integrada - con la suma de los datos de la receta electrónica y el historial del paciente - puede ser el catalizador del cambio”.

Durante las distintas intervenciones, se ha puesto de manifiesto que otros de los factores que van a determinar el modelo sanitario del futuro son la mejora de la experiencia del paciente y una redefinición de los servicios.

Otros de los temas que se han tratado han estado centrados en las tecnologías digitales emergentes –la inteligencia artificial, la computación cognitiva y el blockchain- y la gestión del big data en el sector sanitario.


http://www.iese.edu

Mercado  




Escribe tu comentario
Debes estar unido a PMFARMA para participar. Únete o haz login